MULTIPLICACIÓN DE LOS PANES
¿HUBO O NO HUBO? 1ª

LAS MULTIPLICACIONES DE PANES Y PESCADOS
(1ª de 7)

¡NECESARIAMENTE MILAGROSAS!

Comidas de alianza de hospitalidad

Las multiplicaciones de los panes[1] son episodios de alianza de hospitalidad. Jesús actúa en ellos como el anfitrión que da de comer a sus invitados. Necesariamente es Jesús el que da de comer a la muchedumbre. Por eso, la interpretación moralizante, según la cual lo que sucedió en realidad es que siguiendo el ejemplo del joven (Jn 6,9) todos pusieron en común lo que traían, de modo que alcanzó y sobró, es totalmente ajena y contraria al sentido literal del texto bíblico. Si así fuera, no habría habido una comida de alianza servida por Jesús y sus discípulos a la muchedumbre. Quedaría totalmente desvirtuada la clara intención de todas las narraciones evangélicas de la multiplicación de los panes, tanto las sinópticas como la de Juan.

Se suele negar con ligereza su carácter milagroso.

SANTIFICADO SEA TU NOMBRE (2)

QUÉ ES LA SANTIDAD
7) ¿Qué significa santidad? ¿Cómo debemos entender este misterioso atributo divino que usamos a menudo más por lo que nos sugiere que por lo que en verdad significa?
8) La santidad es el resultado de la conjugación de otros dos atributos divinos: Su grandeza y su caridad. Por su grandeza, Dios es trascendente y merece ser adorado. Por su caridad se comunica y relaciona, bondadoso y misericordioso, y merece ser alabado por su bondad.
9) Si se afirma uno de los dos atributos con detrimento del otro, se falsea el significado del atributo de la santidad. La santidad resulta del hecho de que su trascendencia ontológica no impide su cercanía amorosa, su presencia, ni su acción histórica, salvífica.